EL CIRCO EN ESPAÑA ESTA CAMBIANDO

Esta claro que el público que asiste a los espectáculos circenses cada vez es más exigente, y no hay más que ver la gran acogida que tienen tanto en nuestro país como en el resto del mundo los espectáculos del aclamado Cirque du Soleil. Es una macro-industria de crear espectáculos bien cuidados, ofreciendo frescor, originalidad, profesionalidad y dinamismo al mismo tiempo. Esta claro que el Cirque du Soleil cuenta con un gran respaldo económico para montar todos los espectáculos que están de gira por el mundo, y para crear nuevos todos los años.
Se podría decir que en España tenemos una compañía muy importante, que esta siguiendo un poco los pasos del Cirque du Soleil, pero que no tiene nada que ver con él. Estamos hablando de “La Fiesta Escénica”, que es lo mismo que decir Abel Martín y su compañía. Productores de grandes espectáculos circenses, llegaron desde Argentina para afincarse en Galicia, y de allí nos han ofrecido grandes presentaciones de espectáculos a nivel nacional, como internacional. Hace un año decíamos que Abel Martín y “La Fiesta Escénica” habían sido como un chorro de aire fresco para el panorama circense español en ese momento, pero han superado con creces todas las expectativas que teniamos de ellos: este año 2011, han creado espectáculos para Roncalli, donde les fue concedido el único premio que ha otorgado el propio director Bernard Paul, una institución del circo en Alemania, por su trabajo, por el nuevo enfoque que han dado al circo en Europa, y por su afán de superación. Han creado un espectáculo en México, Galtük, junto a los hermanos Alegría, importantes artistas mexicanos, que han trabajado en los mejores circos del mundo, incluido el Cirque du Soleil, y siguen colaborando estrechamente con la familia italiana Zoppis en crear verdaderas obras de arte circenses. En estos momentos presenta cuatro espectáculos al mismo tiempo en distintas partes de Europa: Circo Galtük en Vigo, asociados al Circo Richards Bros; Circo Boreal en Roma, y Circo Acuatico en Grecia, asociados a Corty Zoppis; y Circo de Navidad, de su propia producción en Pontevedra y A Coruña. Estos verdaderos genios de las artes circenses tiene grandes proyectos, incluso han hecho castings en distintas ciudades del mundo con la intención de seleccionar artistas para sus espectáculos, en marzo del 2012 le toca el turno nada mas y nada menos que a Nueva York.
A parte de estos grandes productores de ilusiones, los circos que hoy en día recorren nuestro país, se están adaptando a los nuevos tiempos, y ven que el espectador esta ansioso por poder ver espectáculos originales y cuidados, pero sin olvidar la tradición y el estilo propio que caracteriza a cada circo. Si hablamos de un circo español con estilo propio, estamos hablando del Circo Gran Fele, de Rafael Plá, muchas veces olvidado por gran parte de los aficionados a este maravilloso mundo, pero que año tras año cosecha grandes éxitos. Este circo, que recibió el Premio Nacional de Circo, se puede decir que es un circo de autor, circo que mezcla grandes dosis de interpretación con una puesta en escena intimista, pero con espectáculos arriesgados y sin perder la tradición circense en sí. También podemos mencionar más circos con estilo propio, como el Circo de los Horrores del gran Suso Silva, creado hace pocos años, que está despuntando en nuestro país y que se esta haciendo un nombre incluso fuera de nuestras fronteras. El Circo Raluy, circo catalán de gran tradición circense, que con su gran material de camiones y carromatos antiguos, nos devuelve al circo del siglo XVIII, al glamour de la pista, a la esencia del circo, que son los artistas y las personas que componen este circo.
Este año 2011 también merece una mención especial el Circo Italiano, de los hermanos Rossi, que año tras año nos sorprenden presentando nuevos espectáculos originales, como Somnis o Pinocho, ahora junto a la inestimable ayuda de Joan Montanyes “Montí”, y hace unos años “Provoke”, “El Circo de los Niños” o “El Circo de Venezia” junto a “La Fiesta Escénica”.

Cuando hablamos de circo tradicional, siempre nos vienen a la cabeza los números de animales. Podemos decir que estos circos que hemos mencionado anteriormente, como el Circo Raluy, Circo Gran Fele, y el Circo Italiano, son circos tradicionales que hoy en día no presentan números con animales en sus programas, aunque hace algunos años lo hicierán, en el caso del Raluy o el Italiano. Estas compañías, por alguna razón, han optado por no presentar ningún tipo de número con animales, sea porque la ley de las comunidades autonomas en las que presentan su espectáculo no los permite, o por simple marketing, el negocio es el negocio. No por ello, otros circos tradicionales que presentan números con animales, vienen a quedarse atras, es el caso del Circo Mundial, que todos los años presenta un programa repleto de atracciones internacionales premiados en importantes festivales de circo, siendo uno de los más importantes de Europa. Hoy en día todavía gusta mucho el circo con animales en España, y prueba de ello es la larga lista de circos que recorren nuestro país: Circo Americano, Circo Roma, Circo Coliseo, Circo Alaska, Circo Wonderland, Circo Berlin, Circo Holiday y unos cuantos más que completan la lista. Estós circos presentan programas de escasa calidad, y con una absoluta falta de afán de superación. Este afán de superación del que hablamos, es el que ha llevado a circos de segunda y tercera división, a convertirse en circos de primera, y no por dejar de presentar animales en sus espectáculos, sino por su visión de negocio. En España hay algunas compañías que tienen un verdadero problema, y es que están anclados en el pasado. Nos están vendiendo un producto que caducó hace muchos años, y que hizo mucho daño al circo en nuestro país, aunque en su época fueron grandes e hicieron mucho dinero. Hablamos del Circo de Rody Aragón, Circo Alegría, Circo de Teresa Rabal, y Circo Quiros. Todos ellos nos presentan las “grandes” canciones infantiles de los años 80, camufladas entre acrobacias y piruetas, y además nos dicén que es un circo distinto a los que conocemos… “Tanto va el cantaro a la fuente, que al final se rompe”.

La conclusión de todo esto es que se puede hacer circo de calidad con animales, y sin animales, siempre buscando NUEVOS conceptos. El pasado, debe quedar atras, porque pasado es, y mirar al futuro con afán de superación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .