ENTREVISTA A PEPE SILVA

Nacido en Málaga el 27 de Octubre de 1968, Pepe Silva fue uno de los muchachos del Circo de los Muchachos. Actualmente se encuentra trabajando en el Circo Price madrileño, donde forma un dúo genial con el estadounidense Tom Dougherty. CIRCO y MAS ha tenido el gusto de poder entrevistarlo:
– ¿Como empezaste en el mundo del circo?
Empece con el Circo de los Muchachos, después de terminar la E.G.B. de la época. Me acuerdo que los vi en la tele y que decidí casi al instante que quería ir con ellos. Allí con mis hermanos eramos los malagueños. Giramos por Alemania y trabajamos con Charlie Rivel. Aquello me cambio la vida. Después, por circunstancias familiares, volví a Malaga; y después de terminar Magisterio, me fui a la escuela Fratellini en Paris.
– ¿Que recuerdas de tu primera vez en la pista de un circo?
Así de primeras te diría que todos esos chavales y chavalas de “Los Muchachos” detras de la cortina; cuando de repente se abría y salíamos con nuestros trajes de arlequines invadiendo la pista.
– De todos los años que llevas trabajando de payaso, habrás visitado muchos países…
Bueno, unos pocos, pero la verdad es que no tanto. He pasado muchos años en los alrededores de París. Es importante para que mis niñas vayan a la escuela. Pero bueno, entre espectáculos de circo y de teatro, he tenido la suerte de pasar por buena parte de Europa, México, Japón, Taiwan…
– ¿Cuanto tiempo llevas trabajando con Tom? ¿Como os conocisteis?
Nos conocimos en el circo Ringling Brothers, Barnum & Bailey Circus en los Estados Unidos. El era el payaso principal, y yo con otro compañero hacíamos unos personajes cómicos. Mi compañero tuvo que abandonar la temporada y esa circunstancia nos llevo a trabajar más juntos. El dúo tiene más o menos cuatro años.
– ¿Crees que para ser artista de circo, bien sea payaso o trapecista, se nace, o se hace?
Es difícil de responder. Creo que de alguna manera se tiene que tener una cierta disponibilidad. Es difícil ser trapecista, si tienes miedo a la altura. Y difícil ser payaso si no te gusta reír. Digamos que te haces si tienes buena madera para ello. Pero nada vale más que el trabajo… las horas de pista o de planchas. Para mi hay una cosa de corazón. Te tiene que gustar el oficio, porque además te va a exigir muchos sacrificios. Solo el amor que llevas al oficio y al público va a permitirte sobrellevar los momentos duros.
– Siempre se ha dicho que el oficio de payaso es muy difícil. ¿Como describirías el humor de Tom y Pepe?
Es más bello que duro, y sin duda exigente. Yo diría que estamos conectados a la tradición rica de USA y Europa. Intentamos también ser creativos, nos gusta montar nuevos números e intentamos también tener una buena capacidad de adaptación para con los diferentes lugares y públicos. No se, es difícil describirse. Estamos influenciados tanto por los grandes cómicos del cine mudo y del vaudeville americano, como los payasos de tradición europeos.
– Después de tantos años, algún premio habréis recibido ¿Cual es el premio que más te enorgullece, y porque?
No tenemos grandes premios en nuestro palmares. Pero honestamente, no me importa mucho. No creo en las competiciones circenses. Y los premios que recibimos son (aunque parezca azucarado), el aprecio del público y de colegas. Creo que somos servidores del oficio y eso es ya un gran honor! Sentir que somos payasos como lo fueron Los Rivel, Pompof y Theddy, Los Aragón, Los Rudi Llata, Los Hermanos Toneti, Rhum, Los Fratellini, Charlie Caroli, Los Francesco… y tantos otros.
– Como payaso ¿cual sería tu mayor sueño?
Tengo una cierta lista de pistas que me gustaría conocer. El Price forma parte de ella. El sueño… hacer reír a mucha gente, en muchos sitios y por mucho tiempo.
– ¿Como ves el circo en España actualmente respecto a otros países?
Difícil de responder a esta también, porque me gustaría conocer mejor el circo español. En general diría que España es una tierra de muchos y grandes artistas. Que es una pena que no estén reconocidos en España como se merecen. Por lo que veo en el Price, al público en España le gusta el circo. Pero como en cualquier oficio, necesitamos productores y directores con mucho respeto del público. Consciente de que la experiencia no es solo el espectáculo. También la acogida, el material, la estética… en definitiva, lo que me encantaría escuchar es a un montón de artistas diciendo que quieren trabajar en España, y tristemente no es el caso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .